Síguenos

Copa del Mundo

Victoria concluyente ante Alemania (84-10) y a Bélgica para sellar el billete de Japón

El Rey habla con los jugadores al final del partido. / ©EFE

Avisaba Santi Santos en la previa que la clave del partido ante Alemania estaba “en la concentración y el respeto al rival”, que sobre el papel es muy inferior. Y los Leones hicieron caso al seleccionador desde el inicio. A los 3 minutos ya ganaban con un golpe de Peluchon. Cuatro después otra patada hacía subir el 6-0. La consigna era clara, sumar en cada visita a a 22 teutona para sacudirse la ansiedad. Parecía evidente que el ensayo era cuestión de tiempo, pero hasta que llegase, los Leones no tenían reparos en castigar las indisciplinas de los alemanes con patadas.

Lo esperado llegó cuando Belie rompió la cortina defensiva alemana en le mediocampo y se marchó solo para fijar al zaguero rival y regalar el ensato a Barthere, que completó Pelucho. 13-0 a los 13 minutos. A punto por minuto. Tres minutos después era Contardi el que rompía la defensa con un slalom espectacular para posar bajo palos. 20-0 registraba el marcador en el minuto 16. La siguiente muesca fue un ensayo de castigo propinado por un maul español en que la delantera de los leones arrasó a la germana (27-0).

Jaime Nava trata de ganar la línea de ventaja. / Photoscrum

Antes de la media hora Aníbal Bonan, muy participativo en el ataque, posó el cuarto ensayo español (32-0), el primero que no pudo convertir Peluchon en una mañana muy ventosa en Madrid. El quinto ensayo, de Thiboud Álvarez, fue deslumbrante. Una jugada a la mano en la que la pelota llegó al ala y se invirtió luego hacia adentro para la aparición del primer centro de los Leones. España se divertía y el público lo agradecía (39-0) al descanso.

La segunda parte comenzó como terminó el primero.  Con un ensayo español, en este caso de Gibouin, tras una jugada en la que se notaron las piernas frescas de los recambios: toda la primera línea y los medios con Snee y el mayor de los Rouet. A los 50 minutos fue Fernando López el que posó entre palos, evidenciando la superioridad de los de Santos. Especialmente destacable la movilidad de los tres primeras que habían entrado al campo: López, Anaya y Tuco. Alemania borró el siempre embarazoso 0 de su marcador en el minuto 52 con una patada centrada y larga que ayudó el viento. Un golpe cortésmente aplaudida por el Central.

Sebastian Rouet ganó la línea de ensayo desde el pie del ruck para anotar el octavo ensayo español (60-3). Y el partido entró en una fase de imprecisiones y caos del que los alemanes sacaron partido con un ensayo de Hees tras aprovechar un mal pase de Anaya a Kalo Kalo. Alemania maquillaba el chaparrón sumando dobles dígitos en su casillero a la hora de partido (60-10), justo cuando las nubes descargaban con fuerza.

Bonan anotaba el segundo ensayo bajo el diluvio y minutos después le emulaba López (72-10). El pilier de Ordizia y Juan Anaya sumaron muchos metros recorridos con el balón en una segunda parte donde el dinamismo de los Leones superó a la resignada defensa alemana. Los minutos finales, con mucha agua y viento, fueron más atropellados y erráticos que la primera hora de partido. La lluvia dio una tregua que España celebró con otro ensayo de Ascarat y otro final de Linklater que ponía el colofón al encuentro y dejaba el tanteador final en un concluyente (84-10).

Ahora toca irse a Bélgica, donde el domingo 18 España debe escribir una página de oro para su rugby: su clasificación para el Mundial de Japón. Un sueño que está a un paso.

Dejar un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Copa del Mundo

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies