Síguenos

Champions Cup

Saracens desactivó a Munster en la segunda parte y jugará la final de la Champions

Maro Itoje carga contra la defensa de Munster. / Photo ©David Rogers/Getty Images

Saracens cumplió los pronósticos y se metió en la final de la Champions Cup, que se jugará el próximo 11 de mayo en Newcastle, después de imponerse a Munster (32-16). Los ingleses lograron derrotar a la Apisonadora Roja en la segunda parte, después de un primer tiempo que se caracterizó porque las defensas se impusieron sobre los ataques.

El técnico local, Mike McCall, había advertido que la clave del partido pasaba por ganar la conquista en las fases estáticas ante un equipo muy potente en melé y desde el lateral como Munster. Los Sarries se adueñaron de la pelota y llevaron el partido al campo rival, aunque el primer tiempo se cerró sin anotar ningún ensayo. El marcador solo registró anotaciones (12-9) de pateo con Owen Farrell pasando cuatro golpes, por tres de Tyler Bleyendaal.

La reanudación ofreció el mismo escenario, pero las acometidas locales comenzaron a romper la defensa irlandesa. A los tres minutos del segundo tiempo Michael Rhodes posó el primer ensayo tras una buena jugada de su delantera. La conversión y dos golpes posteriores de Farrell abrieron brecha en el marcador y descosieron el partido, al obligar a Munster a arriesgar buscando un ensayo para volver a meterse en el partido. Munster pareció revivir después de una jugada de melé que llegó hasta el ala, donde Darren Sweetnam posó un enayo para descontar. Con 19 minutos por jugarse, el partido seguía abierto, hasta que a falta de ocho minutos para el final del choque emregió la figura de Billy Vunipola para sellar el billete de los Saracens para la final.

Dejar un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Champions Cup

Anuncios