Síguenos

Highlights

Santiago Santos: “Vamos a hacer bien nuestro trabajo y confiar en que en los despachos hagan bien el suyo”

©JFS-Photography. Santiago Santos.

En plena crisis del coronavirus, el seleccionador Santi Santos, nos contesta a una entrevista – publicada en el Nº118 de la versión papel de Veintidós – para repasar lo que ha pasado, y lo que puede pasar, en este VI Naciones B. Un torneo en el que el objetivo era ganar el título aunque todo se torciera ante Georgia y Rumanía. En lo extradeportivo, el técnico confía en que todo se arreglará respecto al ‘caso Bell’ como así le ha transmitido la Federación Española.

R22.- ¿Cuál era el objetivo antes de empezar el VI Naciones B?

S.S.: El objetivo era ganar el título. Sabíamos que era muy complicado, primero porque nunca se ha conseguido y segundo porque el calendario era poco favorable. Pero es un objetivo que nos habíamos marcado en septiembre de 2018 para alcanzar a lo largo de este ciclo al menos una vez, y, tras quedar el año pasado segundos, era el objetivo que nos teníamos que marcar. 

Además, necesitamos empezar a creer en nosotros mismos y creernos que podemos ganar a cualquiera de los rivales a los que nos enfrentamos en Rugby Europe Championship. Yo estoy convencido que a pesar de no haberlo conseguido este año es un objetivo que está a nuestro alcance y tarde o temprano leo vamos a conseguir, no digo que sea nada fácil.

R22.- ¿Cuáles fueron las sensaciones del grupo tras el partido ante Rusia?

S.S.: El partido de Rusia era muy complicado. Para mí, a priori, el más complicado del campeonato. Rusia venia de jugar el Mundial de 2019 con lo que ello conlleva de meses juntos trabajando, de partidos muy exigentes pero que ayudan a mejorar. 

Además, había tenido dos ciclos de 15 días de concentración. Uno en Sochi y otro en Sudáfrica. Era importante ganar para tener opciones a ganar el campeonato, y sobre todo, para seguir comiéndoles la moral de cara los partidos de clasificación para el siguiente Mundial. 

Desde 2015 hemos jugado seis partidos y hemos ganado cinco, contando ya este último. Los rusos también eran conscientes de esta situación y para ellos era un partido muy importante.

Rusia comenzó el partido con mucha intensidad y los primeros minutos sufrimos mucho. Pero el equipo estuvo muy bien en defensa y fuimos capaces de aguantar la presión inicial y poco a poco fuimos tomando control del partido. El marcador puede indicar que ganamos con facilidad, pero fue realmente muy duro. Marcamos dos ensayos al final de la primera parte y dos ensayos al final de la segunda. Fue una batalla muy dura. 

El equipo fue de menos a más y en la segunda parte hubo fases de juego realmente buenas, con mucha velocidad. Además, tuvimos la valentía de ir a por el punto bonus y lo conseguimos. Realmente buen un final estupendo y el equipo lo celebro con mucha alegría, no solo por ganar, sino por el juego desplegado y por el bonus.

R22.- ¿Era esperada la forma en que se produjo la derrota ante Georgia?

S.S.: Es la primera vez desde que soy entrenador de España en que todos, absolutamente todos los implicados, tanto jugadores, staff, como directivos veíamos realmente posible la victoria. No esperábamos la derrota. Por supuesto, éramos conscientes de que era posible. Georgia sabia que tenía que traer a su mejor equipo y desplegar su mejor juego para ganarnos.

Es verdad que antes del partido tuvimos problemas con un virus estomacal que nos obligo a realizar cambios  de última hora y que varios de los jugadores que jugaron no estaban a 100%. Pero realmente el partido no salió como esperábamos. También es cierto que tuvimos que realizar dos cambios en los primeros minutos del partido por las lesiones de Jordi Jorba y de Fernando López. A pesar de todo, Georgia no demostró ser mejor equipo que nosotros en el juego pero sí que es verdad que aprovechó mejor sus oportunidades. En la primera parte dimos demasiadas facilidades. Golpes de castigo innecesarios y ensayos georgianos con muy poco esfuerzo por errores defensivos muy simples. 

La parte positiva es que dominamos muchas fases del partido, que adelante les plantamos cara y que creamos varias oportunidades de marcar, aunque luego no se concretaron. Y marcamos dos ensayos de maul a Georgia. También es muy positivo que hicimos esto dando entrada en el equipo a muchos jugadores jóvenes como Titi, Vicente Del Hoyo, Jon Zabala, Tomy Munilla, Martin Alonso, Andrea Rabago, Pierre Nueno…

R22.- ¿Cómo se vivió en el grupo todo lo que rodeo el viaje y el partido ante Rumanía? 

S.S.: El viaje a Rumania era otro de los partidos complicados a priori. Hablamos ganado los dos últimos años a Los Robles en Madrid y ellos estaban muy dolidos por ello. Nos esperaban con gana. El partido lo llevaron a Botosami, una ciudad muy alejada de Bucarest con unas comunicaciones muy complicadas. Tuvimos que volar a Bucarest, de allí coger otro avión a Iasi y desde allí dos horas de autobús. 

Además, las condiciones de entrenamiento que nos ofrecieron allí están muy por debajo del estándar de calidad que se debe exigir a este nivel. El gimnasio al que fuimos era minúsculo y sin apenas material por lo que tuvimos que suspender la sesión programada de pesas. El entrenamiento del jueves apenas pudimos trabajar las cosas que queríamos hacer. El campo era de dimensiones súper reducidas: menos de 40 metros de ancho y apenas 75 metros de largo.

La FER, por precaución, y ante la solicitud de revisión de pasaportes de Rumania, decidió no inscribir a John Wessel Bell en el acta del encuentro. Es cierto que eso trastocó un poco al equipo, pero también hubo otros factores que hicieron que la concentración del grupo no fuera la adecuada antes del encuentro, como que por ejemplo, el autobús que nos tenía que llevar al estadio de juego se presento 15 minutos más tarde de la hora a la que habíamos solicitado con el consiguiente enfado y nerviosismo de jugadores y staff. Este tipo de cosas no ayudan a que el estado mental de los jugadores sea el más adecuado.

El equipo salió al partido con más ansiedad de la que hubiera sido deseable y tuvimos varios problemas que es posible que fueran fruto de esa ansiedad, como falta de disciplina en los primeros minutos, intentar jugar en nuestro campo de manera innecesaria, errores en lanzamientos de touche, algunas tomas de decisiones, etc.

R22.- ¿Cómo cambió la moral del equipo desde aquel viaje? 

S.S.: No es fácil perder dos partidos seguidos. Incluso aunque sea contra rivales que históricamente nos han venido ganando. Veníamos de realizar la mayor racha de victorias de la historia del rugby español.

El lunes de la semana de Bélgica, antes de comenzar con reuniones técnicas, el vicepresidente de la FER, Juan José García Luna se reunió con el equipo para informar sobre los pasos que estaba dando la FER respecto al caso Bell y para transmitir la confianza que tiene la FER en que todo va salir bien. 

Nosotros, jugadores y staff, por nuestra parte nos hemos centrado en las cosas que sabemos hacer bien que es entrenar y prepararnos para competir en competiciones internacionales que son muy exigentes. No tenemos tiempo para dudas ni para preocuparnos por cosas que no son de nuestra incumbencia y que están fuera de nuestro ámbito de acción. Si nos paramos y dudamos perdemos.

R22.- ¿Se despertaron sentimientos pasados en el viaje a Bélgica?

S.S.: Eso es algo muy personal e individual. Cada persona lo vive de una manera muy diferente. Yo, personalmente he pasado página. Lo ocurrido en Bruselas en 2018 es historia. Triste, pero historia. No obstante soy consciente de que otras personas del equipo sí que lo han vivido con una mayor intensidad. Pero debemos mirar al futuro. Aquello, quedará para siempre en nuestra memoria y al recordarlo generara sentimientos muy diversos: rabia, dolor, impotencia, frustración…

Pero agua pasad no mueve molino. El equipo está muy renovado. Tenemos nuevos retos, nuevos objetivos, nuevas ilusiones.

R22-. ¿Cómo trabajaste mentalmente con el equipo para ese partido? 

S.S.: Nosotros nos centramos en aquellos elementos en los podemos realmente tener una influencia positiva. En que la preparación física sea adecuada durante la semana, en que los jugadores tengan claro que es lo que tienen que hacer en el campo desde el punto de vista táctico, en ataque, en defensa, en que conozcan bien las fortalezas y debilidades de Bélgica, en mejorar aquellos elementos de nuestro juego que debemos seguir mejorando.

Hay mucho trabajo para detenerse en dudas o lamentaciones. Vamos a hacer bien nuestro trabajo y confiar en que en los despachos también están haciendo bien el suyo.

R22.- ¿Qué crees que pasará ahora con el torneo con el parón por la crisis del coronanirus?

S.S.: No te puedo decir. Yo creo que el partido que falta se va a jugar en octubre al mismo tiempo que los partidos aplazados del 6 Naciones. Pero eso es una impresión totalmente mía. Oficialmente, lo único que dijo Rugby Europe cuando se cancelaron los encuentros, es que había que jugarlos antes del verano. Pero yo creo que eso no va suceder por la evolución del tema del coronavirus. También es posible que s acabe por cancelar todo y que no juegen. Realmente no tengo ni idea.

R22.- ¿Qué espera España de la supuesta inelegibilidad de Bell?

S.S.: El equipo jurídico de la FER está plenamente confiado en que la resolución nos será favorable. Es decir, en que se dan las circunstancias necesarias para que sea considerado elegible para jugar con España.

Dejar un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Highlights